Trasladar a las fábricas el potencial de las nuevas tecnologías marca un antes y un después en su funcionamiento y su conservación. Se calculan mejor los productos que hay que fabricar y se evitan los costes económicos que provoca detener la maquinaria a causa de una avería. Es decir, que las técnicas del 4.0 son capaces de optimizar la eficacia de una empresa a muchos niveles. Te lo demostramos repasando las principales áreas de acción del mantenimiento industrial. ¡Conócelas todas!

 

Las 6 áreas de acción del mantenimiento industrial

Cuando pensamos en mantenimiento industrial— incluso aunque nos refiramos al 4.0— lo que nos viene a la mente es la reparación de los equipos. Por supuesto, el concepto incluye la conservación de la maquinaria, pero la sobrepasa para repercutir en ámbitos como el stock o la planificación de la compañía.

Además, permite medir el rendimiento de una instalación con cifras concretas, proporcionando unos datos muy valiosos para ver si conviene repetir con el mismo equipamiento que se tenía o es mejor probar uno diferente. Como ves, las áreas de acción del mantenimiento industrial son un tema complejo, pero, si te interesan, podrás dominarlas todas con nuestro Máster en Mantenimiento Industrial 4.0. ¡Profesionalízate!

1.    El personal

Las máquinas y los procesos de gestión que modifica la Industria 4.0 afectan inevitablemente a sus responsables. Las plantillas de las fábricas son las primeras que deben adaptarse para manejar los softwares y los elementos de hardware que se apliquen, lo que significa que se actualizarán sus competencias.

A mayores de la formación, el mantenimiento industrial mejora la organización de los empleados. Gracias a las herramientas predictivas, por ejemplo, pueden distinguir más fácilmente sus tareas prioritarias y evitar imprevistos que desbaraten los flujos habituales de trabajo en los que se implican.

2.    El stock

Otra de las áreas de acción del mantenimiento industrial tiene que ver con la gestión de los productos y de las materias primas. En definitiva, con el conocido como stock, que puede aumentarse si los datos avisan de que un equipo necesita una reparación próximamente.

Como las intervenciones se prevén con tiempo, es posible reunir la cantidad de productos necesaria para evitar que las ventas se entorpezcan y se pierdan clientes.  Imagina también que se aplica una mejora que aumenta el ritmo de fabricación: el mantenimiento industrial trabaja esta área, ya que indica si hay que adquirir un volumen más alto de recursos.

3.    La calidad del producto

La conservación de la maquinaria a través de las nuevas tecnologías se relaciona estrechamente con el departamento de producto: valora la eficacia de los procesos de control de calidad, ayudando a optimizarlos a través de las estadísticas.

Además, garantiza que los equipos van a estar en las mejores condiciones, lo que impide fallos que produzcan taras en los materiales finales. El resultado es una base de clientes más satisfecha y dispuesta a repetir la compra con la marca si se presenta la ocasión.

4.    La seguridad

Puede que esta sea el área de acción del mantenimiento industrial más evidente de todas. Y es que está claro que, si unas instalaciones se revisan y se reparan cuando lo requieren, el porcentaje de accidentes laborales disminuirá.

Con los dispositivos digitales adecuados, los operarios reciben alertas ante cualquier comportamiento anormal de los equipos, protegiendo su integridad física. Esto también se traduce en menos bajas laborales y pérdidas económicas para los dueños de la cadena.

5.    Planificación

Infrarrojos, rayos x, magnetización… Hay multitud de métodos para detectar— y, por lo tanto, prevenir— un fallo que se hará más grave en el futuro.

Al saber las intervenciones que deben realizarse, el plan de mantenimiento se coordina con más agilidad y se ponen en marcha los procesos para minimizar cualquier parada. Qué piezas de repuesto necesita un equipo, cómo influye eso en el presupuesto y cuándo es mejor reparar una cinta son algunas de las preguntas a las que responde esta vertiente de la Industria 4.0.

6.    Comunicación con agentes externos

La última de las áreas de acción del mantenimiento industrial tiene que ver con la comunicación. No solo entre los propios empleados— que contarán con sistemas informáticos con los que hacer un seguimiento de las operaciones propias y de las de sus compañeros— sino también entre el equipo de reparaciones y los fabricantes de los equipos.

La vertiente que más se centra en este aspecto es la Gestión de Mantenimiento Asistido por Ordenador (GMAO). Sus bases de datos permiten, entre otras cosas, que los operarios se comuniquen de un modo más sencillo con los de la marca de la maquinaria que utilizan.

 

Áreas de acción del mantenimiento industrial: ¿por qué llevar el 4.0 a una fábrica?

Optimizar los sistemas de reparación de unas instalaciones es todo un terremoto. Las réplicas llegan hasta las capas más profundas del funcionamiento de una fábrica y exigen una formación específica para sus trabajadores.

Si todo el cambio merece la pena es porque se refleja en la parte económica. Ten en cuenta que, según los estudios, los gastos de mantenimiento representan alrededor del 50% de los costes totales, por lo que reducir la magnitud de las reparaciones se notará en la cuenta final de resultados.

Concretamente, un mantenimiento eficaz puede suponer un 80% menos de intervenciones de corrección no planificadas. Además, alarga la vida útil de los equipos, permitiendo cambiarlos con menos frecuencia, e incrementa la calidad de los productos con un coste de fabricación más bajo.

 

Domina las áreas de acción del mantenimiento industrial

La digitalización avanza a un ritmo constante en las fábricas de todo el mundo. Exige nuevas competencias y crea nuevos puestos de trabajo a los que podrás acceder si entiendes sus dinámicas.

En MINT nos encargamos de que así sea a través del Máster en Mantenimiento Industrial 4.0, un programa a distancia con el que aprenderás los secretos de las automatizaciones y del Internet de las cosas. Contacta con nosotros mediante el formulario y deja que te informemos sobre esta magnífica puerta al mercado laboral del futuro. ¡Te esperamos!