Conocido como PCL, esta una pieza indispensable en la industria 4.0. Si quieres saber qué es un autómata programable continúa leyendo, en este blog vamos a mostrarte con todo lujo de detalles todas las características que lo han convertido en una herramienta tan extendida.

La industria es un sector con futuro, pero para adaptarte a los tiempos que corren necesitas una formación a la altura de las circunstancias. Con el Máster en Mantenimiento Industrial 4.0 de Mint vas a conseguir el perfil profesional que buscan las empresas: ¿a qué estas esperando?

 

Autómata programable modular, ¡descubre este sistema informático de control industrial!

La importancia del autómata programable se debe a que permite un control lógico de las máquinas, lo que facilita el proceso de automatización de diferentes industrias:

  • Electrohidráulica
  • Electromecánica
  • Electroneumática

A mayores facilita automatizar la totalidad de los procesos y las funciones específicas de todas las máquinas asociadas al autómata programable.

Debes conocer los dos factores que permiten el funcionamiento de un autómata programable:

  • Primer factor: instalación de diferentes sensores y dispositivos de entrada a los que se conecta.
  • Segundo factor: una vez ha recibido la información de los sensores y los dispositivos, el autómata programable procesa los datos y los convierte en órdenes. Estos varían en función de los parámetros que se hayan programado.

Además, el autómata programable nos permite acceder a información sobre la máquina:

  • Tiempo de ejecución de la tarea asignada
  • Productividad de cada una de las máquinas conectadas
  • Temperatura de las máquinas

Entre sus múltiples funciones, el autómata programable nos posibilita:

  • Determinar la puesta en marcha de una alarma
  • Finalizar el proceso de producción
  • Detener o acelerar un proceso de producción
  • Encontrar posibles alternaciones en la producción

Todas estas funciones se personalizan y editan según las necesidades de cada industria. Los autómatas programables nos permiten actuar sobre los accionadores de la instalación.

En cualquier fábrica se pueden mejorar los resultados gracias a la utilización de los autómatas programables porque permite controlar las funciones de la máquina o de toda una línea de producción.

 

Autómatas programables industriales: ¿Qué diferencias existen?

No todos los autómatas programables son iguales porque se adaptan a las necesidades específicas de cada industria. En grandes rasgos, todos los autómatas tienen la finalidad de substituir al operario humano, consiguiendo ahorrar el tiempo y mejorar el trabajo. Sin embargo, existen dos opciones claramente diferenciadas:

Lazo abierto

El controlador de lazo abierto funciona automáticamente, una vez que da una orden se acciona automáticamente el proceso, que mejora gracias al PCL. Sin embargo, el controlador no está conectado al proceso, por lo que desconoce el resultado final de sus órdenes.

Lazo cerrado

Funciona después de la llegada de la señal. Una vez tomada la decisión adecuada el controlador envía una señal por los sensores. El controlador sabe cuál es la decisión más certera, por lo que puede cambiarla para conseguir los objetivos. Es decir, si no se consiguen los rendimientos previstos, puede modificar las órdenes.

 

¿Cuáles son los componentes de un autómata programable?

Estas son las partes que permiten funcionar al autómata programable: ¡toma nota!

Unidad de procesamiento central (CPU)

Podemos definir a la CPU como el ordenador con el disco duro. En la unidad de procesamiento central se ubican hardware y el software.

La CPU se encarga de la ejecución del programa

Las funciones de la CPU son dos:

  • Permitir al controlador elegir la decisión o decisiones programadas
  • Realización de los trabajos que sean necesarios

Memorias

Las memorias de un autómata programable son dos:

  • Memoria RAM: Aquí se ubican los programas y las aplicaciones. Permite al autómata programable la lectura de los datos y escribirlos.
  • Memoria ROM: Es el encargado del almacenamiento de las órdenes para las máquinas, por lo que solo permite la lectura de los datos.

Sistemas de entradas y salidas

Conocidos popularmente como periféricos, se conectan a las memorias. Su principal función es optimizar la toma de las decisiones. Consiguen otorgar a cada dato de la colección una función concreta. La aprobación  de la programación del controlador y su valoración a posteriori depende los sistemas de entradas y salidas.

  • Módulo de entradas: son los encargados de la recepción de las señales que proceden de los sensores. Se trata de una señal analógica en el caso de las medidas de temperatura o presión, pero digital en las señales de todo o nada, entre las que podemos enumerar termostatos y pulsadores.
  • Módulo de salidas: se encarga de la interpretación de las órdenes que llegan desde la CPU. Además, realiza la descodificación de estas señales, ampliándolas para su envío a los actuadores. Si la actuación es sobre algo analógico la señal es analógica, como una válvula modulante o un variador de velocidad. Dentro de la señal digital existen tres tipos: salida a triac, corriente alterna, salida a relé, corriente alterna o continua, o transistor, corriente continua.

Terminal de programación

Facilita la introducción de las especificaciones que se necesitan para programar. Es el encargado de procesar la información automáticamente, ayudando al autómata programable, optimizando así la eficacia del mismo.

Fuente de alimentación

Emplea las corrientes alterna y la discontinua, garantizándose el suministro eléctrico al controlador en todo momento, solo así este puede desempeñar sus funciones.

¡Fórmate con un Máster en Mantenimiento Industrial!

Ahora que ya sabes qué es un autómata programable estás a un solo paso de empezar a trabajar en la industria 4.0: matricularte en el Máster en Mantenimiento Industrial.

Con una formación especializada puedes trabajar en cualquier industria, implementando las técnicas más actualizadas para optimizar los procesos de fabricación.

Conviértete en un técnico de mantenimiento industrial debidamente formado para acceder a un puesto de empleo bien remunerado: es uno de los sectores con mejores condiciones laborales.

En Mint tenemos los recursos que necesitas para conseguir estar a la altura de los tiempos, prepárate para este proceso histórico: el 70% de las sociedades están incorporando las nuevas tecnologías.

¡Rellena el formulario para ser el profesional que demandan las empresas!